La Caravana Abriendo Fronteras viajará en julio a Italia

El comercio local adelanta las rebajas al sábado 30 de junio
26 junio, 2018
Kaleko Josalak egingo dira asteburuan hiriko auzo gazteenetan
27 junio, 2018

La Caravana Abriendo Fronteras viajará en julio a Italia

Un año más buscan denunciar las políticas migratorias, económicas, comerciales y medioambientales de la UE

Este año la Caravana Abriendo Fronteras pone el foco en Italia, una importante y peligrosa vía de entrada para las personas que se desplazan. Así, entre el 13 y el 22 de julio recorrerá el camino entre Salt (Girona), Ventimiglia, Sicilia y Calabria para denunciar las políticas migratorias, económicas, comerciales y medioambientales de la Unión Europea, además de visibilizar la presencia de las mujeres en los procesos migratorios.  Todavía pueden realizarse nuevas inscripciones.

Durante el viaje realizarán diferentes acciones y actividades en las localidades y zonas por las que transcurra la caravana para conocer realidades diversas, aprender de las experiencias de esos lugares, visibilizar a las mujeres, denunciar a los responsables y articular nuevas redes.

Así, en la frontera franco-italiana desde Ventimiglia a Briançon conocerán la realidad fronteriza de esa parte del país. En Sicilia se encontrarán con la realidad de los Centros de Internamiento, prácticas de explotación de los migrantes y abusos sexuales y bases militares de Estados Unidos. Por último, en Calabria, en concreto en Riace, conocerán de primera mano la experiencia de acogida puesta en marcha en 1998 en esa localidad.

“Italia está jugando un papel clave en el diseño de acuerdos de externalización de fronteras con Libia y otros países, donde se violan sistemáticamente los derechos humanos”, denuncian los organizadores de la iniciativa. “Asimismo, el nuevo gobierno italiano se ha convertido en referente de las políticas antiinmigración que aumentan el racismo y la xenofobia en las sociedades europeas y el ascenso de movimientos y fuerzas políticas de extrema derecha”, exponen.

La caravana quiere también denunciar los acuerdos de retorno y readmisión con países que no respetan los derechos humano y denunciar la criminalización de las personas y organizaciones solidarias con las personas migrantes.

“Queremos  manifestar que las políticas exteriores europeas están generando un estado de excepción respecto a los derechos humanos consagrados por el derecho internacional. Esta terrible e indecente merma de los estándares de protección de los derechos humanos instaura una situación de vulneración sistemática de la normativa nacional e internacional en materia de protección de los derechos más fundamentales de las personas migrantes”, explican.

Recuerdan a su vez que “Europa está muy lejos de ser el principal destino para personas refugiadas y migrantes“. “La inmensa mayoría busca refugio u oportunidades en su propia región. Según datos de ACNUR, ninguno de los principales países de recepción de refugiados y refugiadas está en Europa. Además, los Estados miembros de la UE no han cumplido ni de lejos sus compromisos de reubicación y reasentamiento de personas refugiadas”.

“Europa no sufre una crisis migratoria sino una crisis de valores“, resumen.